19 de febrero de 2020

The Witcher: Antes de una caída


¿Este episodio está patrocinado por Peugeot o qué? ¡Mirad ese logo! Me lo esperaba de provincias españolas como Badajoz o León, pero jamás de una serie producida por una multinacional como Netflix, básicamente una ONG del entretenimiento. Qué bajo caen los grandes...

A falta de un episodio para que acabemos de repasar la primera temporada de The Witcher, la línea temporal que comparten Geralt y Yennefer está tan pegada a la de Ciri que corretea tras ella dándole palmaditas en el culete y diciéndole "¡Ay que te pillo!".

Eso está bien, porque simplifica las cosas. Pero hay un problema nuevo: que este episodio tiene tanto flashback que parece el típico refrito de la series de los noventa, algo que no encajábamos bien entonces, y mucho menos ahora, en la era del binge-watching.

Pero voy a ser positivo. A mí la repetición de escenas me ahorra un montón de trabajo. ¿O es que pensabais que iba a volver a recapitular escenas que ya hemos visto? ¡Y un jamón! Además, si en algún momento necesitáis recordar lo que pasó, os animo a releer la recapitulación del primer episodio. Hay peores formas de desperdiciar la vida.

14 de febrero de 2020

Marmalade Boy: Nuestra primera noche. Sorpresa en el cuarto de baño


Diez episodios de Marmalade Boy y diez años que me he pasado recapitulándolos para vosotros como ofrenda esperpéntica de San Valentín. ¿Cuántos estáis conmigo desde el principio de esta absurda empresa? ¿Cuántos caísteis por el camino, aquejados de una extraña y repentina enfermedad como la que sufrieron los arqueólogos que profanaron la tumba de Tuntakamón? ¿Cuántos llegáis hoy aquí por primera vez ignorando el peligro al que os exponéis leyendo esta entrada?

Cada episodio podría ser el último. Todos lo sabemos. Pero me alegro de haber llegado hasta este, porque es tan malo, pero tan, tan malo, que es bueno. Y preocupante. Justo la clase de episodio que puedo comentar en piloto automático y sin despeinarme. De hecho, reconozco fácilmente qué episodios van a darme juego por el número de aspavientos e improperios que me provoca su visionado, y con este podría haber pasado por un enfermo de Parkinson con síndrome de Tourette.

Prometía desde el título y cumple. Haced vuestra tirada de cordura.

7 de febrero de 2020

Reseñas de películas: enero 2020


A continuación tenéis una recopilación de breves reseñas de las películas (y alguna miniserie) que he visto en enero, originalmente publicadas en Letterboxd.

No os olvidéis de volver por aquí la semana que viene para disfrutar del especial de San Valentín. La cosa entre Miki y Yuu está muy tórrida. ¡No os dejará indiferentes!

28 de enero de 2020

The Witcher: Especies raras


En toda temporada tiene que haber un episodio que te guste menos que el resto. Con suerte, no será malo, solo peor que los demás, pero te entretendrá igualmente y te distraerá un rato de los problemas cotidianos, como esos trípodes marcianos que están arrasando tu ciudad con sus terribles rayos calóricos (te recomiendo que no mires por la ventana en este momento y continúes leyendo). Si no tienes suerte, el episodio no te gustará y punto. Y si tienes mala suerte, te provocará gonorrea.

El sexto episodio de la primera temporada de The Witcher no es aborrecible ni me provoca gonorrea, pero no alcanza el listón que la propia serie se ha marcado. Es lo más parecido a un episodio de Hércules: Sus viajes legendarios que hemos visto desde que empecé a recapitular la serie, en lo bueno y en lo malo. También podría pasar por una partida de Dungeons & Dragons que el máster hubiera improvisado sobre la marcha a modo de relleno entre campañas.

Y me da rabia que el episodio sea mediocre, porque el relato que adapta es bueno. No soy tan corto de entendederas como para pensar que se pueden hacer buenas adaptaciones sin cambiar nada, porque a medios diferentes, lenguajes diferentes. Es más, reconozco que en este mismo episodio hay cambios que hacen más digerible la trama original para su paso por televisión (por ejemplo, no incluir al rey Nedapaz y a su séquito ni al maestro zapatero Comecabras como parte de la expedición ayuda a simplificar una historia a la que no le faltan precisamente personajes). Sin embargo, también hay cambios que, si bien entiendo, encuentro difíciles de justificar, y cambios que no comprendo en absoluto y que hacen que mi cabeza dé vueltas como un diablo de Tasmania epiléptico.

A pesar de todo, el episodio no está exento de chispa y sigue gozando de ese encanto peculiar de la fantasía heroica más tradicional y repleta de clichés. Puntualmente incluso consigue emocionarme, pero de esto culpo a la excelente banda sonora de Giona Ostinelli y Sonya Belousova, que desde la semana pasada podéis escuchar en vuestros servicios de música en streaming favoritos hasta el hartazgo.